Queridísimos Baracoeses…

Mis queridísimos amigos baracoeses.  Escribo sabiendo muy bien que quizás no vean estas palabras mías por días o quizás semanas dadas las circunstancias en las cuales se encuentran ustedes hoy.  Mi esperanza es que alguien que lea mi blog les lleve este mensaje, el cual les mando con todo mi amor y  de todo corazón.

Contra más fotos veo en el internet de la horrible situación en Baracoa por consecuencia del huracán Matthew, más me deprimo por todos ustedes, mis gran amigos y también por aquellos que no conozco personalmente.  Es insoportable no saber qué hacer para ayudarlos hoy mismo.

Quiero estén seguros que acá en EEUU todos los que hemos tenido el gran honor de conocer la bella ciudad de Baracoa y a ustedes, sus bellos ciudadanos, buscaremos la forma de llevarles ayuda.

Cuídense, y ojalá nos podamos ver pronto.

Abrazos.